Anquilostomas en Gatos: Causas, Síntomas Y Tratamiento

Los anquilostomas, similares a las tenias y los ascárides, son un grupo de parásitos chupadores de sangre que pueden vivir en el sistema digestivo de su gato. Pertenecen al género anquilostoma. Estos parásitos afectan a una amplia variedad de mamíferos, no sólo a los gatos. Se les conoce como 'gusanos anzuelo' debido a la boca en forma de gancho con la que se anclan a las paredes intestinales.

Sigue leyendo este artículo de Experto Animal para saber más sobre anquilostomas en gatossus posibles causas, los síntomas más comunes, cómo tratarlos y cómo prevenirlos en el futuro.

¿Qué son los anquilostomas en los gatos?

Infección por anquilostomiasis felina es una enfermedad parasitaria causada por gusanos que pertenecen a la Ancylostomatidae familia, que incluye varias especies. Los gatos son los más comúnmente afectados por Ancylostoma tubaeforme, Ancylostoma brasileño y Uncinaria stenocephala. En comparación con los perros, los gatos tienden a albergar relativamente pocos anquilostomas y, por lo general, son menos agresivos que las especies que se encuentran en los perros.

Los gatos quedan parasitados cuando las larvas L3 (tercer estadio larvario) ingresan a sus cuerpos. Esto puede ocurrir por ingestión, al penetrar en la piel o por el consumo de leche materna infectada. Las larvas se asientan en el intestino delgado del felino, y continúan desarrollándose hasta alcanzar su estado adulto y final.

Este tipo de parásito tiene dientes que se adhieren a la pared del intestino delgado de tu gato, causando grandes daños en la mucosa intestinal. La enfermedad a menudo evoluciona hacia una enteritis ulcerosa traumáticay los síntomas más comunes incluyen anemia, debilitamiento progresivo y pérdida de peso dramática.

Anquilostomas en gatos - Causas, síntomas y tratamiento - ¿Qué son las anquilostomas en gatos?

Causas de los anquilostomas felinos

Generalmente, ambientes cálidos y húmedos crear las condiciones perfectas para la proliferación de anquilostomas, especialmente en zonas donde hay hacinamiento y condiciones sanitarias deficientes. Las hembras adultas de los anquilostomas ponen miles de huevos microscópicos que terminan en las heces del gato. Las larvas eventualmente saldrán de los huevos y permanecerán vivas en el suelo durante semanas o meses. Las vías de transmisión más habituales son las siguientes:

  • percutáneo: las larvas ingresan al cuerpo a través de la piel del gato en áreas sin pelo.
  • Oral: suele ocurrir cuando el gato se acicala las patas después de haber estado en contacto con larvas.
  • La leche materna: los gatitos se infectan mediante la ingestión de leche de una madre parasitada.

Quizás te interese:  Carprofeno Para Gatos: Usos, Dosis Y Efectos Secundarios

En el caso de transmisión cutánea, la larva L3 penetra a través de la piel del gato provocando dermatitis pruriginosa. Los parásitos llegarán a los pulmones y la tráquea a través del torrente sanguíneo del gato. Una vez en los pulmones, es probable que el gato tosa y se trague las larvas, lo que facilita que el parásito llegue a su destino final, el intestino delgado. En escenarios donde numerosos parásitos han ingresado al cuerpo, pueden causar daño a los alvéolos pulmonares y neumonía.

Patogenia de la anquilostomiasis en gatos.

Una vez que los parásitos lleguen al intestino, engancharse en la mucosa intestinal con su gran boca dentada. Esto provocará una inflamación intestinal traumática, que hará que el gato empiece a perder sangre. Los parásitos también secretan sustancias anticoagulantes que impiden que la sangre se coagule, asegurando un flujo sanguíneo constante. Esto produce anemia y debilidad general en el gato afectado.

Si deseas saber más sobre los parásitos felinos, sigue leyendo este artículo sobre los parásitos intestinales más comunes en los gatos.

Síntomas de anquilostomas en gatos

La mayoría de los síntomas visibles de la anquilostomiasis felina son consecuencia del proceso inflamatorio traumático intestinal que comienza una vez que los parásitos se han enganchado a las paredes intestinales. Estos son los más frecuentes signos clínicos que indican que los anquilostomas están afectando a un gato:

  • Dermatitis
  • Picazón en las patas
  • Pérdida de peso en adultos.
  • Crecimiento reducido en gatitos.
  • Úlceras intestinales
  • diarrea con sangre
  • Deshidración
  • Desnutrición
  • Anemia progresiva
  • Mucosas pálidas
  • Taquicardia
  • Insuficiencia respiratoria
  • Mala calidad del pelaje

Si nota alguno de los signos clínicos mencionados anteriormente, debe comunicarse con su veterinario de inmediato. Tenga en cuenta que los gatitos parasitados son extremadamente susceptibles y estos parásitos pueden ser muy debilitante y mortal.

Anquilostomas en gatos - Causas, síntomas y tratamiento - Síntomas de anquilostomas en gatos

Diagnóstico de anquilostomas en gatos.

Es posible diagnosticar una infección por anquilostomiasis antes de la aparición de los primeros síntomas mediante un prueba parasitológica. La mayoría de los síntomas mencionados anteriormente son inespecíficos y pueden atribuirse a diversas enfermedades o infecciones felinas. Sin embargo, si notas alguno de estos síntomas, es importante llevarlo al veterinario para su diagnóstico.

Quizás te interese:  Hepatitis Infecciosa Canina: Síntomas Y Tratamiento

La prueba parasitológica más común para detectar este tipo de parásito se realiza mediante una técnica llamada flotación fecal. Esta técnica consiste en mezclar una pequeña cantidad de heces del gato con una solución especial. Esto hace que los huevos de anquilostoma floten y se adhieran a un portaobjetos de vidrio, donde pueden identificarse fácilmente a través de un microscopio.

Sigue leyendo este artículo para saber más sobre remedios caseros para desparasitar gatos.

Tratamiento de anquilostomas en gatos.

Lo primero que se debe hacer si un gato se ve afectado por esta parasitación, es estabilizar al gato. Esto se logra proporcionando una nutrición adecuada, administrando fluidoterapia para corregir los desequilibrios electrolíticos o la deshidratación y evaluando si es necesaria una transfusión de sangre. Un medicamento antiparasitario llamado vermífugo también debe ser administrado.

La mayoría de los antihelmínticos pueden matar las larvas adultas, pero son ineficaces para tratar las larvas en sus primeras etapas. Para que el tratamiento tenga éxito se deben administrar más dosis cada 2 semanas. De esta forma, el medicamento consigue matar las larvas adultas que maduraron tras el tratamiento anterior.

Anquilostomas en gatos - Causas, síntomas y tratamiento - Tratamiento de anquilostomas en gatos

Prevención de anquilostomas en gatos

La mejor forma de prevenir los parásitos en los gatos es mediante desparasitación periódica.

En el caso de gatas preñadas, es recomendable desparasitarlos al final de la gestación para reducir las posibilidades de transmitir la infección a los gatitos a través de la leche. En cuanto a los gatitos, se debe desparasitarlos cuando tengan 6 semanas de edad. Posteriormente se deberá repetir el tratamiento cada 2 o 3 semanas hasta los 3 meses de edad. A partir de entonces se recomienda realizar una desparasitación preventiva interna y externa cada 3 meses.

Quizás te interese:  ¿Cómo Sé Si Mi Gato Ha Sufrido Un Derrame Cerebral?

La estricta higiene en el hogar es especialmente importante si al gato se le permite entrar y salir de casa. La eliminación adecuada de las heces de los gatos es importante, ya que las heces deben retirarse de las cajas de arena a diario.

No te pierdas este artículo sobre la importancia de desparasitar a tus mascotas.

¿Pueden los humanos contraer anquilostomas de los gatos?

Sí, los anquilostomas felinos son zoonótico, lo que significa que pueden transmitirse a las personas. Los anquilostomas no infectan internamente a los humanos como lo hacen en los gatos o los perros, pero pueden causar una enfermedad de la piel llamada larvas migratorias cutáneas. Esto sólo puede ocurrir si los humanos entran en contacto con un gato parasitado o con arena contaminada por sus heces. La infección provoca una dermatitis leve acompañada de sensación de picazón. En algunos casos, pueden aparecer lesiones curvas o en forma de serpiente en la zona por donde las larvas ingresan a la piel.

Este artículo es puramente informativo. Wiki Animales no tiene autoridad para prescribir ningún tratamiento veterinario ni elaborar un diagnóstico. Te invitamos a llevar a tu mascota al veterinario si padece alguna afección o dolor.

Si quieres leer artículos similares a Anquilostomas en gatos: causas, síntomas y tratamiento te recomendamos visitar nuestra categoría de Enfermedades parasitarias.

Bibliografía

  • P. Junquera. (2017). A ncylostoma spp, gusanos nematodos intestinales de PERROS y GATOS: biología, prevención y control. Ancylostoma caninum, Ancylostoma braziliense, Ancylostoma tubaeforme. Parasitipedia. Obtenido de: https://parasitipedia.net/index.php?option=com_content&view=article&id=1463&Itemid=1594
  • Bowman, DD (2011). Georgis Parasitología para Veterinarios. 9ª Edición. Elsevier.
  • Ortíz, J. (2013). Anquilostomas y Anquilostomas en perros y gatos. Recuperado de: https://es.slideshare.net/heartagram/ancilostomiasis-y-uncinariasis-en-perros-y-gatos