Gatos Asmáticos: La Historia De Biddy Y Cómo Cuidar Gatos Con Dificultades Respiratorias

Los gatos asmáticos son más comunes de lo que piensas y comprender su condición es crucial para su bienestar.

Conoce a Biddy, una pequeña gata negra que vive en una gran granja y que empezó a mostrar signos de asma. Esta es su historia, junto con la historia de una familia que aprendió a cuidarla.

En este artículo, exploraremos qué es el asma, cómo afecta a gatos como Biddy y las formas creativas en que las personas pueden hacer sus vidas más cómodas. Es un viaje lleno de aprendizaje, amor y cuidado. Sigue leyendo para saber más.

Un paraíso agrícola para gatos asmáticos

La extensa granja de 300 acres de Mark Gregory se ha convertido en una especie de refugio para los gatos errantes. Quizás sea la disponibilidad de comida o simplemente la calidez del cuidado de Mark, pero los gatos parecen atraídos por la granja.

Entre estos visitantes peludos se encontraba Biddy, una pequeña gata negra que apareció en la granja mientras estaba embarazada. Después de dar a luz y ser esterilizada, encontró el camino de regreso a la granja de Mark, donde encontró un hogar permanente.

Poco después de su regreso, Biddy comenzó a mostrar signos de asma, una afección que no es infrecuente entre los gatos. Preocupado por su salud, Mark la llevó al veterinario, quien le recetó un medicamento llamado prednisona.

Se convirtió en una broma corriente en la farmacia, ya que el nombre completo de Biddy, Biddy «Cat» Gregory, aparecía en la etiqueta de la receta, lo que hacía reír al personal cada vez que preparaban su medicamento.

Su historia apenas comenzaba y su conexión con la familia Gregory estaba a punto de hacerse aún más profunda.

Comprender el asma en los gatos

¿Qué es el asma?

El asma es una condición que afecta el proceso respiratorio. Analicemos cómo afecta tanto a los humanos como a los gatos.

Respiración normal

Cuando respiras, el aire va a los pulmones. Los pulmones añaden oxígeno a la sangre. Luego, el aire vuelve a salir cuando exhalas. Es un proceso natural.

Respirar con asma

Para quienes padecen asma, respirar no es tan sencillo. Muchas cosas pueden provocar un ataque de asma. Estos incluyen alérgenos, humo de cigarrillo, genética, cambios climáticos o ejercicio. Durante un ataque, las vías respiratorias se estrechan. Esto dificulta la entrada de aire. La tos puede dificultar aún más la respiración.

Quizás te interese:  Embarazo De Gatos: Su Hoja De Ruta Esencial Hacia La Maternidad Felina

Asma en gatos: una lucha silenciosa

El asma en los gatos es particularmente desafiante. Los gatos no pueden decirnos qué pasa. No pueden explicar que tienen problemas para respirar. Esto dificulta aún más el diagnóstico y el tratamiento del asma.

Reconocer los síntomas

Comprender los síntomas del asma en los gatos es vital. Busque signos como sibilancias, tos o dificultad para respirar. Estos podrían indicar que su gato tiene asma.

Opciones de tratamiento

Hay tratamiento disponible para gatos asmáticos. Desde medicamentos hasta cambios en el estilo de vida, existen formas de controlar la afección. Si sospecha que su gato tiene asma, consulte a un veterinario. El diagnóstico y el tratamiento tempranos pueden marcar una gran diferencia en la calidad de vida de su gato.

Biddy y Mickey

Si bien algunos asmáticos pueden responder solo con prednisona, los ataques de Biddy empeoraron. Le recetaron dos inhaladores, uno para ataques leves y otro utilizado sólo en caso de emergencia.

Los inhaladores estaban conectados a una mascarilla pediátrica para que Biddy pudiera inhalar el medicamento y respirar normalmente. A medida que la condición de Biddy empeoraba, usaba el inhalador de emergencia casi a diario.

A la familia de Biddy se le enseñó cómo administrarle inyecciones de prednisona «según sea necesario». Pero «según sea necesario» se volvió frecuente a medida que Biddy empeoraba hasta que finalmente tuvo un ataque que los Gregory no pudieron tratar.

Biddy fue llevada de urgencia a la oficina del veterinario de emergencia, a más de cuarenta millas de distancia, donde le administraron oxígeno. Al cabo de unas horas, el ataque pasó. Cuando los Gregory recibieron el billete de 400 dólares, también tuvieron problemas para recuperar el aliento.

Tenía que haber una manera menos costosa de mantener a Biddy respirando. Mark se volvió creativo.

Mark llamó a una empresa que alquilaba tanques de oxígeno para sopletes. Le dijeron que usar oxígeno para Biddy constituiría un uso médico, incluso si fuera un gato.

Quizás te interese:  Enfermedad Cardíaca en Gatos: Historias Reales De Detección, Tratamiento Y Recuperación

Por supuesto, si fuera por un soplete… Mark recogió el tanque y mientras salía por la puerta, el hombre dijo: «¿Cómo está el gato?»

Una jaula para gatos se convirtió en una caja de oxígeno, con cinta adhesiva en los lados y una cubierta de plástico sobre la puerta para que Mark pudiera ver cuando la respiración de Biddy se estabilizaba.

Los agujeros en la caja en la parte trasera le permitieron conectar las mangueras del tanque. Recargar el tanque solo costó $11, muy lejos de los $400 en la clínica de emergencia.

Mark añadió un regulador para que el siguiente tanque durara dos tratamientos. Un segundo tanque como refuerzo dio tranquilidad a los Gregory.

El inhalador de Biddy

Cada mañana, Biddy se subía a la cama, recibía una inyección de prednisona y recibía tratamiento con cada inhalador. Por la noche, volvía a respirar con cada inhalador.

Se convirtió en su rutina habitual. Aunque lo único que necesitan muchos gatos asmáticos es una receta, el asma de Biddy era grave.

Si el gato que quieres adoptar tiene asma, no temas seguir adelante con la adopción. Si un gato que tienes desarrolla asma, no debes entrar en pánico.

Cuando conoces los síntomas y qué hacer, el tiempo y la atención extra que requiere un gato asmático también se convierte en una experiencia de vinculación.

Biddy vivió con los Gregory durante siete años antes de fallecer. Está enterrada en la finca.

gatos asmáticos

¿Qué es la prednisona?

Prednisona es el nombre genérico de un corticosteroide. Es un medicamento antiinflamatorio eficaz y de acción rápida.

El uso prolongado tiene una serie de efectos secundarios graves, pero en un caso como el de Biddy, poder respirar supera cualquier efecto secundario potencial.

La prednisona también brinda una sensación de energía adicional y reducción del dolor para que el usuario pueda retomar un estilo de vida más activo y normal.

Aunque Biddy vivió una vida más corta que la mayoría de los gatos, sin estos tratamientos de una familia atenta, no habría tenido vida en absoluto.

Quizás te interese:  ¿Son Seguros Los Tratamientos Alternativos Para Los Gatos?

Un legado amoroso: apoyar a los gatos asmáticos

La inspiradora historia de Biddy y su familia es un testimonio de la profunda conexión y comprensión que puede existir entre los humanos y sus amigos felinos.

Vivir con un gato asmático puede parecer desalentador al principio, pero los Gregory han demostrado que con creatividad, cuidado y compromiso, es posible brindarle una vida plena a un gato con esta afección.

Consejos finales para el cuidado de gatos asmáticos

  1. Reconozca los síntomas temprano: Busque signos como sibilancias o dificultad para respirar. La detección temprana puede hacer que el tratamiento sea más eficaz.
  2. Consulta a un veterinario: Un profesional puede proporcionar un diagnóstico adecuado y un plan de tratamiento adaptado a las necesidades específicas de su gato.
  3. Crea un ambiente cómodo: Minimizar los alérgenos y desencadenantes en el hogar para prevenir ataques.
  4. Manténgase informado sobre las opciones de tratamiento: Desde medicamentos recetados como prednisona hasta equipos especializados como tanques de oxígeno, conozca lo que hay disponible.
  5. Construya un vínculo a través del cuidado: El tiempo adicional dedicado al cuidado de un gato asmático puede fortalecer la conexión con su mascota.

Conclusión: cada gato merece una oportunidad

Los gatos asmáticos, como Biddy, son más comunes de lo que piensas. Comprender su condición no es sólo una necesidad médica sino un gesto de amor y compasión.

Ya sea que esté adoptando un gato con asma o aprendiendo a cuidar a uno que la desarrolla, no tenga miedo. El camino puede ser desafiante, pero la recompensa es un vínculo profundo y único con un gato especial.

Recuerde, cada gato merece una oportunidad en la vida y, con el cuidado y la atención adecuados, incluso los gatos asmáticos pueden llevar una vida plena.

Sigue aprendiendo, mantente comprometido y, sobre todo, ama incondicionalmente a tu amigo felino. La historia de Biddy es un hermoso recordatorio de lo que es posible.

Usted también puede estar interesado en:

Usted también puede estar interesado en:

Vivir con alergia a los gatos

Abc del cuidado de la salud del gato


¿Comentarios? Déjalos usando la sección de comentarios a continuación. ¿Preguntas? ¡Utilice los foros de gatos para eso!