¿Por Qué Mi Gato Tiene El Vientre Hinchado Y Duro?

A diferencia de los perros, a la mayoría de los gatos no les gusta que les froten la barriga. Esto se debe a que su parte inferior se siente vulnerable. Sólo los gatos con un alto nivel de confianza en sus tutores permitirán que esto suceda. Por este motivo, puede resultar complicado determinar el estado de su barriga. Sin embargo, aunque pueda resultar complicado, debemos echar un vistazo si sospechamos de un problema en la barriga de nuestro gato. La razón es porque un gato con el vientre hinchado o duro podría tener un problema de salud grave. Puede ser un signo de parasitosis interna, hiperadrenocorticismo o incluso algo que ponga en peligro la vida.

El motivo por el que este artículo de Experto Animal analiza las causas de por qué la barriga de tu gato está hinchada y dura es ayudar a prevenir y tratar estos problemas potenciales. Como siempre, visitar a un veterinario para lograr el diagnóstico correcto es necesario.

Mi gatito tiene la barriga hinchada

Debido a su falta de inmunidad desarrollada, un vientre de gatito hinchado es particularmente preocupante. Son más vulnerables a enfermedades e infecciones que un gato adulto. Quizás la causa más común de barriga dura o hinchada en los gatitos sean los parásitos internos. Si levantas al gatito, es posible que puedas ver que tiene el abdomen distendido.

Un gatito quedará infestado de parásitos de dos formas principales. En primer lugar, es posible que su entorno no sea lo suficientemente higiénico. Por este motivo, debemos asegurarnos de que el nido donde la madre da a luz esté limpio y se impida la entrada de otros animales. Esto debe continuar hasta que los gatitos estén completamente destetados. La otra forma en que los gatitos pueden infestarse es debido a los parásitos que provienen de la madre durante la alimentación. Es posible que la madre sea asintomática, pero los gatitos vulnerables no pueden defenderse.

Si sospechamos que el agrandamiento abdominal de un gatito se debe a iparásitos internos, debemos llevarlos al veterinario inmediatamente. Podrán realizar las pruebas de diagnóstico correctas no solo para confirmar la presencia de parásitos, sino también para determinar de qué tipo. Los diferentes tipos de parásitos requieren diferentes métodos de tratamiento. Tras el tratamiento, el veterinario también podrá aconsejarnos sobre el tratamiento adecuado de desparasitación. Esto debería implementarse al mismo tiempo que su calendario de vacunación.

Si tu gatito tiene la barriga hinchada y además presenta diarrea, entonces los parásitos en su sistema digestivo será considerable. Si vemos sangre o los propios gusanos en sus heces, entonces se deben tomar medidas inmediatas. Es probable que el veterinario tome una muestra de las heces y las examine con un microscopio para ver a qué nos enfrentamos. Una vez identificado el tipo de parásito, podrán prescribir el tratamiento adecuado.

Es posible que deba considerar que es posible que el parásito no sea visible en una sola muestra, por lo que es posible que sea necesario tomar varias muestras en días alternos. En cualquier caso, una fuerte infestación parasitaria en gatitos es particularmente peligroso. La diarrea profusa los deshidrata y pone en peligro su vida.

Por último, un vientre hinchado en gatitos puede no ser necesariamente un problema. Cuando se alimentan, su pequeña estatura hace que su abdomen se distienda al estar lleno de leche. Esto se reducirá a medida que metabolicen sus alimentos. El vientre estará temporalmente hinchado, pero no estará duro.

Vientre hinchado y duro en gatos con ascitis

Ascitis es el término médico para ciertos tipos de acumulación anormal de líquido en la cavidad abdominal. Existen varias causas de ascitis, pero es necesario un examen veterinario para identificarla y tratarla de forma eficaz. La ascitis puede explicar por qué nuestro gato tiene la barriga hinchada y dura, pero esto es síntoma de otra afección. Para conocer la causa subyacente de la hinchazón del abdomen en los gatos, debemos analizar las causas de la ascitis.

Peritonitis infecciosa que provoca barrigas duras en gatos

Peritonitis infecciosa felina, también conocida simplemente como FIP, es una de las enfermedades más graves que puede provocar que la barriga de un gato se hinche y se endurezca. Es una patología viral que provoca inflamación en el peritoneo, la membrana que recubre el interior del abdomen. Esto está relacionado con el coronavirus felino ya que es una mutación del coronavirus entérico felino.

La FIP también puede afectar ciertos órganos como el hígado o los riñones. Como es la naturaleza de un virus, es muy difícil tratar la infección directamente. En cambio, se tratan los síntomas y se estimula el sistema inmunológico para combatir la infección. Como esta enfermedad es tan infecciosa en los gatos, se ha creado una vacuna para prevenirla.

La ascitis no es el único síntoma que acompaña a la peritonitis infecciosa felina. Otros síntomas incluyen:

  • Fiebre crónica
  • Anorexia
  • Pérdida de peso
  • Letargo
  • Sed excesiva y micción (si los riñones están afectados)

Los síntomas variarán dependiendo de los órganos afectados. Problemas respiratorios Puede ocurrir si la acumulación de líquido afecta los pulmones, específicamente el derrame pleural. También pueden manifestarse ictericia y problemas neurológicos.

Inflamación abdominal en gatos debido a tumores hepáticos

La presencia de un tumor o tumores en el hígado es otra causa que puede explicar por qué una el gato tiene el vientre hinchado o duro. Este trastorno es más común en gatos mayores. En estos casos, los gatos mayores suelen presentar otros síntomas inespecíficos, es decir, comunes a varias enfermedades. Los síntomas concurrentes generalmente sólo ocurren cuando el daño ya está avanzado.

Cuando el gato tiene distensión abdominal debido a tumores, la zona del vientre ya sea se agranda o se vuelve flojo y flácido. El tumor es una masa rígida, lo que significa que el estómago del gato se siente duro. También podríamos ver otros síntomas como:

  • Anorexia
  • Pérdida de peso
  • Letargo
  • aumento de orina
  • Vómitos

Sólo el veterinario puede dar una valoración precisa. diagnóstico, especialmente porque muchos de estos síntomas también se presentan con diversas enfermedades. El pronóstico dependerá del individuo y de si el tumor es maligno o benigno.

Inflamación abdominal en gatos por hiperadrenocorticismo

Aunque no es muy común, hiperadrenocorticismo podría ser la causa principal de la hinchazón del vientre de un gato. Esta enfermedad también se conoce como síndrome de Cushing y está causada por un exceso de producción de glucocorticoides, normalmente debido a tumores o hiperplasia. Requiere tratamiento veterinario y seguimiento periódico.

Otros síntomas pueden incluir:

  • Letargo
  • Mayor ingesta de alimentos
  • Mayor ingesta de agua
  • Aumentó micción
  • Perdida de cabello
  • Piel frágil

Cuando el cabello y la piel se ven afectados, es probable que la afección sea de carácter Etapa avanzada y el tratamiento es más difícil. También se volverán muy débiles y frágiles.

¿Por qué mi gato tiene el vientre hinchado y duro?  - Inflamación abdominal en gatos por hiperadrenocorticismo

Otras razones de la inflamación abdominal en gatos

Además de las causas de la barriga hinchada ya mencionadas, pueden existir otros problemas que afecten al gato:

  • Mano de obra: si una gata preñada está en trabajo de parto, necesitará usar contracciones para dar a luz a los gatitos del útero. Esto puede dar la impresión de que el vientre se ha inflamado temporalmente.
  • Problemas uterinos: hay infecciones como la piómetra que provocan que el útero se hinche. Estos pueden poner en grave peligro la vida y necesitan tratamiento inmediato.
  • Obesidad: por supuesto, un gato con el vientre agrandado podría tener una causa más simplista. En el caso de comer en exceso o comer alimentos demasiado ricos, pueden desarrollar obesidad. Sin embargo, verás que también aumentarán de peso en otras partes del cuerpo.

Como decíamos en la introducción, poder palpar la barriga de tu gato para ver si está hinchada no siempre es tarea fácil. Por eso es tan importante estar atento a síntomas relacionados y someterse a controles veterinarios periódicos.

Este artículo es puramente informativo. Wiki Animales no tiene autoridad para prescribir ningún tratamiento veterinario ni elaborar un diagnóstico. Te invitamos a llevar a tu mascota al veterinario si padece alguna afección o dolor.

Si quieres leer artículos similares a ¿Por qué mi gato tiene el vientre hinchado y duro? te recomendamos visitar nuestra categoría Otros problemas de salud.

Quizás te interese:  Mi Perro Se Frota La Cara Con La Alfombra