¿Debería Agregar Agua a La Comida Seca Para Perros?

La mayoría de los perros tienen una dieta basada en alimento seco, también conocido como croquetas. Hay muchas razones prácticas por las que esto es así. El alimento seco es relativamente económico, conveniente, no requiere tiempo de preparación y un alimento seco de buena calidad debe satisfacer las necesidades nutricionales y dietéticas de su perro. Los alimentos secos deben mantenerse secos para su almacenamiento, de lo contrario se estropearán. Sin embargo, es posible que hayas oído hablar de algunos tutores que añaden agua a la comida seca para perros.

Si no estás seguro de si esto es algo que deberías hacer, Wiki Animales pregunta ¿Debería agregar agua a la comida seca para perros? Analizamos los beneficios de añadir agua a las croquetas, si es algo adecuado para tu perro y cómo debes hacerlo, en caso afirmativo.

Ventajas del pienso seco

Si eres guardián de perros, sabrás que tienden a preferir la comida húmeda a la seca. Dado que se acerca más a la carne fresca en consistencia, olor y sabor, generalmente les resulta más apetecible. Además, contiene 60-70% agua, por lo que es mejor para la hidratación. Sin embargo, es importante recordar que el pienso seco tiene sus propias ventajas. Incluyen:

  • Previene la enfermedad periodontal: el efecto mecánico de la masticación del pienso seco permite eliminar la placa dental y retrasa la aparición del sarro. Además, las croquetas ayudan a fortalecer el ligamento periodontal, lo que previene la pérdida de dientes en edades avanzadas.
  • Contribuye a la sensación de saciedad.: masticar no sólo facilita la digestión de los alimentos, sino que también ayuda a generar la sensación de saciedad. El pienso seco requiere una masticación más larga y laboriosa que el pienso húmedo. Esto hace que el perro tarde más tiempo en ingerirlo y consuma menos calorías. Esto es especialmente importante para perros con sobrepeso o voraces. El pienso seco ayuda a controlar su ingesta de alimentos y ayuda a controlar su hambre a lo largo del día. Habla con tu veterinario si tu perro tiene sobrepeso y consulta algunas recetas caseras para perros con obesidad.
  • Costo más bajo: por norma general el pienso seco suele ser más barato que el pienso húmedo. Esto ayuda a que los hogares de bajos ingresos tengan un perro como compañero.
  • Mejor conservación: al tener un menor contenido de agua, las croquetas son más estables y se conservan durante más tiempo una vez abiertas.

Por estos motivos, en la mayoría de los casos es preferible ofrecer una dieta basada en pienso seco. Esta siempre debe complementarse con agua fresca y limpia disponible en todo momento. Sin embargo, existen determinadas situaciones en las que puede ser conveniente proporcionar un pienso húmedo o un pienso seco humedecido.

¿Por qué debería mezclar agua con comida seca para perros?

Aunque el alimento seco está diseñado para consumirse tal como se vende, hay ocasiones en las que agregar humedad a su alimento puede brindar algunos beneficios. Estos están relacionados con ciertas condiciones en las que se puede encontrar tu perro, tanto fisiologico y patologico. En los siguientes casos, puede ser recomendable añadir agua al pienso seco de tu perro:

Quizás te interese:  ¿Pueden Los Perros Comer Frutos Secos De Forma Segura?

Cachorros

Como ocurre con otros mamíferos jóvenes, los cachorros deben ser alimentados exclusivamente con la leche materna durante las primeras etapas de sus vidas. Generalmente, este periodo durará entre un mes a un mes y medio durante el periodo de lactancia de su madre. Después de este tiempo, su madre comenzará a destetarlos con alimentos sólidos. Esto ocurre cuando sus primeros dientes comienzan a desarrollarse. El destete en cachorros debe ser un proceso progresivo desde una dieta exclusivamente líquida a una dieta sólida.

Para lograr un destete gradual, se debe humedecer una croqueta específica para cachorros con agua o leche maternizada para cachorros. Esto creará una papilla que el cachorro al que aún le están saliendo los dientes podrá ingerirla más fácilmente. Es un paso intermedio entre la leche y los alimentos sólidos. No sólo ayudará al perro a adaptarse a alimentos más sólidos, sino que también evitará mejor problemas gastrointestinales. Puede resultar especialmente útil a la hora de proporcionar una dieta a un cachorro destetado prematuramente.

Problemas de salud bucal

Los perros con problemas en la cavidad bucal (p. ej. gingivitis, enfermedad periodontal, úlceras bucales, etc.) pueden tener cierta dificultad para agarrar y masticar alimentos duros. Por esta razón, a menudo es aconsejable ofrecer la comida humedecida en estos casos. Esto evitará dolores al masticar o agravar lesiones existentes en la cavidad bucal.

Para obtener más información sobre cómo mantener la salud bucal de un perro, consulte nuestro artículo sobre por qué sangran las encías de un perro.

Desórdenes gastrointestinales

perros con problemas digestivos Debido a trastornos gastrointestinales, puede beneficiarse agregando agua a la comida seca para perros. Los síntomas de problemas gastrointestinales incluyen vómitos, diarrea, dolor abdominal o estreñimiento. La comida húmeda se digiere más fácilmente que la seca, por lo que puede ayudar a mejorar la motilidad intestinal. El agua adicional en el pienso también puede aportar hidratación a un perro que puede estar deshidratado, algo que se agrava cuando presenta vómitos y diarrea al mismo tiempo.

Es importante señalar que no todos los problemas gastrointestinales serán iguales. Deberá consultar a su veterinario para asegurarse de proporcionarle la dieta correcta para ayudar a la digestión.

Perros convalecientes

Los perros convalecientes que se están recuperando de un problema patológico o que han sido intervenidos quirúrgicamente suelen perder el apetito. Su salud general está en riesgo si tienen una ingesta reducida de alimentos. En estos casos es recomendable humedecer la croqueta para potenciar su sabor y estimular el apetito.

Pérdida general del apetito.

No siempre se da el caso de que un perro perder el apetito debido a un problema de salud. A veces simplemente son quisquillosos. Este es especialmente el caso cuando cambiamos de marca. Hay muchas razones por las que podemos cambiar el pienso comercial de nuestro perro, pero la implementación del cambio debe hacerse de forma progresiva. Mezcle un poco del alimento seco nuevo con el anterior gradualmente hasta que solo se sirvan croquetas nuevas.

Además, agregar un poco de agua al nuevo alimento seco para perros puede hacer que parezca más apetitoso. Sin embargo, dado que la pérdida de apetito es un síntoma de diversas patologías y condiciones médicas, siempre será necesario consultar con un veterinario para diagnosticar el motivo de la pérdida de apetito del perro.

Quizás te interese:  ¿Qué Comen Las Cebras?

Perros que se niegan a beber agua

Aunque es un comportamiento más típico de los gatos, también podemos encontrar algunos perros que se niegan a beber agua. En el caso de animales en estado de deshidración, será necesario establecer un plan de fluidoterapia para corregir esta situación. Sin embargo, en situaciones leves o como mantenimiento general, se puede optar por humedecer el pienso con agua para aumentar la hidratación del animal.

Obtenga más información sobre las razones por las que un perro puede estar deshidratado en nuestro artículo sobre por qué un perro no bebe agua.

¿Solo se puede mezclar agua con comida para perros?

Como podemos ver, añadir humedad puede beneficiar a determinados perros en situaciones concretas. Sin embargo, hay varias maneras en que podemos hacer esto. Aquí te explicamos tus opciones a la hora de hidratar croquetas secas para perros:

  • Agua: la opción más sencilla y económica. No debes añadir agua fría ya que esto puede hacer que quede poco apetecible. Sin embargo, puedes mezclar el pienso con agua a temperatura ambiente. Agregar un poco de agua tibia puede ser lo más apetecible si se usa solo agua, ya que simula mejor una presa fresca.
  • Caldo o caldo: en perros adultos también se puede considerar la opción de mezclar la croqueta con caldo. Puede ser pollo, carne o verduras. De esta forma, no sólo mejorarás la palatabilidad del pienso, sino que también aumentarás el valor nutricional del mismo. Sin embargo, es muy importante que el caldo lo hagas tú mismo. Esto se debe a que es necesario evitar los ingredientes comunes que se encuentran en los productos comerciales, como la cebolla, el ajo y la sal, que son perjudiciales para el perro. Descubre más con nuestro artículo sobre alimentos prohibidos para perros.
  • Leche de fórmula: en el caso concreto de cachorros destetados, es preferible mezclar el pienso seco con leche de fórmula específica para perros. Puede encontrarlo disponible en cualquier buena clínica veterinaria o tienda de mascotas. Al inicio del destete es preferible que mezcles las croquetas con leche tibia, ya que los cachorros están acostumbrados a consumir alimentos a temperatura corporal (unos 38 ºC/100 ºF). A medida que avance el destete, podrás ir reduciendo la temperatura de la leche, hasta proporcionarla a temperatura ambiente.

Es importante aclarar que nunca se deben mezclar pienso seco con leche de otra especie animal, como por ejemplo la leche de vaca. Esto puede provocar diarrea, algo que puede tener consecuencias mortales en los cachorros recién nacidos.

Cómo mezclar agua con comida para perros

Cuando decidas mezclar el pienso con agua u otros líquidos, deberás hacerlo en el momento en que vayas a ofrecer la ración a tu perro. Dependiendo de sus preferencias, hay una serie de consideraciones a tener en cuenta:

  • Puedes mezclar el pienso con agua tibia o a temperatura ambiente, pero no cuando esté caliente. No agregue agua hirviendo a la comida para perros, ya que podría quemarles la boca.
  • Debes comprobar la textura para que quede a su gusto y añadir la cantidad de agua adecuada según esta pauta.
  • La comida demasiado líquida no suele resultar agradable para la mayoría de los perros. Te recomendamos hacer inicialmente una pasta bastante espesa y luego ajustar la textura según las preferencias de tu perro.

Quizás te interese:  ¿Cuánto Tiempo Puede Pasar Un Perro Sin Comer?

Aunque humedezcas la comida de tu perro, siempre debes ofrecerle también un cuenco con agua fresca y limpia. Incluso si agregas agua a la comida de tu perro, es probable que esto no sea suficiente para mantener niveles adecuados de hidratación, por lo que es fundamental que siempre tenga acceso a ella. agua de libre acceso.

Ventajas y desventajas de añadir agua a la comida para perros

Como has podido comprobar a lo largo del artículo, añadir agua a la comida para perros puede aportar una serie de beneficios en determinadas situaciones. También tiene una serie de desventajas e inconvenientes si lo comparamos con el alimento seco únicamente.

Ventajas de añadir agua a la comida para perros

Las principales ventajas de añadir agua a la comida para perros son:

  • Sabor agradable: al humedecer la croqueta se potencia su sabor y olor, haciendo así el alimento más sabroso y apetitoso para los perros.
  • Digestibilidad: en comparación con el alimento seco, el alimento húmedo se digiere más fácilmente y requiere menos esfuerzo por parte del sistema digestivo para procesarlo.
  • Hidratación: la comida húmeda ayuda a aumentar el nivel de hidratación, lo cual es especialmente importante en perros que se niegan a beber agua.

Desventajas de añadir agua a la comida para perros

Los principales inconvenientes de añadir agua a la comida para perros son:

  • Menos practico: cuando decidimos humedecer el pienso con agua o cualquier otro líquido, es importante hacerlo en el momento que le vamos a ofrecer el alimento. Si lo preparamos con demasiada antelación es probable que se forme una pasta que no le guste a tu perro. También es más probable que la comida húmeda atraiga insectos y otras plagas. Debes preparar la mezcla a la hora de comer y retirarla a los 20-30 minutos si tu perro no la consume.
  • Riesgo de enfermedad periodontal: a diferencia de las croquetas secas, la comida húmeda favorece la proliferación de la placa bacteriana y el desarrollo del sarro dental. Obtenga más información sobre la salud bucal de un perro y cómo controlarla con nuestro artículo sobre enfermedades dentales comunes en perros.

Como has podido comprobar, tanto el suministro de pienso seco como humedecido tienen ciertos beneficios e inconvenientes. Decidir la mejor opción para tu perro dependerá de sus necesidades y de la valoración que haga tu veterinario en cada caso. Por norma general se debe priorizar el suministro de croquetas secas, pero cuando sea necesario se puede optar por alimentación húmeda durante el tiempo que considere oportuno.

Si quieres leer artículos similares a ¿Debería agregar agua a la comida seca para perros? te recomendamos visitar nuestra categoría de Dietas caseras.

Bibliografía

  • Federación Europea de Fabricantes de Alimentos para Mascotas. (2017). Guías nutricionales de alimentos completos y complementarios para perros.