Cómo Evitar Que Mi Gato Me Muerda Los Tobillos

Si compartes casa con un gato, probablemente ya te habrá sorprendido algún ataque en los tobillos. Muchos tutores están preocupados por este hábito. No sólo es prácticamente peligroso, sino que parece ser una posible síntoma de agresividad. En general, un gato que persigue los tobillos de sus dueños simplemente se aburre y no tiene otra forma de ejercitar positivamente su instinto natural de caza.

¿Te preguntas por qué los gatos te muerden los tobillos? En este artículo de Wiki Animales te contamos por qué sucede esto y en definitiva cómo evitar que tu gato te muerda los tobillos.

Imagen: YouTube @Bad Cat Chris

Factores que influyen en la mordedura de tobillo en gatos

A pesar de haber sido domesticados, los gatos mantienen instintos de caza innatos, como lo hacen todos los felinos. A diferencia de sus parientes salvajes, nuestras mascotas no suelen necesitar utilizar sus habilidades como cazadores tan hábiles, ya que no necesitan atrapar presas para alimentarse.

La domesticación protege a los gatos de numerosas enfermedades y amenazas del ambiente. Al mismo tiempo, cuando no se presta la debida atención al enriquecimiento del entorno que requiere un felino para estar enérgico y sano, aparecen diferentes problemas de conducta. Quizás te preguntes por qué tu gato te ataca sin motivo, pero este no es el caso. Estos comportamientos se manifiestan por una razón.

Causas de las mordeduras de tobillo en gatos

Si tu gato te muerde el tobillo, su deseo de hacerlo es un impulso específico detrás de él. Esto podría deberse a:

  • Aburrimiento: la mayoría de los gatos que muerden los tobillos de sus tutores muestran alguno de los 5 síntomas del aburrimiento en los gatos. Al pasar mucho tiempo solo y no tener un ambiente enriquecido o no recibir la suficiente atención por parte de sus tutores, un gato encuentra en morderse los tobillos la oportunidad perfecta para ejercitar su instinto natural de caza. Si tu gato pasa mucho tiempo solo, es posible que se emocione al verte y te muerda los tobillos como forma de interactuar.
  • Dieta pobre: si tu gato no está siendo alimentado adecuadamente, querrá dejártelo claro. Ya sea que no estén recibiendo suficiente comida, que su rutina de alimentación sea desordenada o que su comida sea de calidad insuficiente, es común que comuniquen sus necesidades de varias maneras. Algunos gatos pueden obsesionarse con la comida, otros pueden morderte el tobillo para hacerte saber que algo anda mal.
  • Estrés: hay muchas causas de estrés en los gatos. Algunos pueden deberse a problemas en su juventud, como una mala socialización o incluso haber experimentado un trauma. Otros pueden deberse a cuestiones más recientes como cambios en el hogar o la presencia de amenazas. Cuando un gato se estresa, puede comportarse mal y morderte los tobillos.

Quizás te interese:  Juguetes Para Gatos Hechos a Mano

Puede que no sea obvio, pero cuando jugamos con nuestros gatos les damos la oportunidad de ejercitar sus instintos innatos. Por ejemplo, juguetes de caña de pescar con plumas son populares porque imitan a las aves rapaces. Si dejamos de jugar con nuestros gatos o no les proporcionamos juguetes y accesorios adecuados para que permanezcan activos durante nuestra ausencia, es muy probable que encuentren una válvula de escape a su aburrimiento. Esto puede incluir atacar nuestros tobillos.

Cómo evitar que mi gato me muerda los tobillos: factores que influyen en las mordeduras de tobillo en los gatos

Otras causas que provocan que nuestros gatos nos muerdan las patas

A pesar de mordiendo los tobillos Suele significar que nuestro gato está aburrido y no tiene los juguetes necesarios para ejercitar sus instintos de manera positiva sin lastimar a sus tutores, los gatos también pueden morder por diferentes motivos. Dependiendo de las circunstancias, un gato puede morder como señal de:

  • Interacción social
  • Estar demasiado emocionado
  • Demostración de cariño
  • Por mala socialización.
  • Signo de miedo o desconfianza.
  • se sienten vulnerables

Si un gato te muerde suavemente cuando le das de comer o juegas con él, probablemente te esté mostrando su amor y gratitud. Este es especialmente el caso si tu gato te lame primero y luego te muerde. Es importante no reforzar este comportamiento y, en cambio, ignorarlo. Esto le enseñará a tu gato a expresar su cariño de forma segura y tranquila, utilizando refuerzo positivo para que los gatos reconozcan sólo actitudes deseables. Recuerda que castigar, separar o regañar también son formas de reforzar la conducta, ya que no deja de ser una forma de atención.

Para evitar un comportamiento específico, se debe ignorar por completo. Sólo así el gato se detendrá al darse cuenta de que no recibirá respuesta nuestra. Por otra parte, si un el gato está enfermo o se siente vulnerable en determinado contexto, pueden morder como forma de autodefensa, para evitar posibles daños a su bienestar.

Si notas que tu gato tiene síntomas de debilidad, se esconde por mucho tiempo o está aislado, y muerde como forma de defensa, es muy importante acudir al veterinario de inmediato. Algunas enfermedades pueden provocar cambios en el comportamiento de los gatos ya que el dolor les hace sentir más vulnerable.

Quizás te interese:  Mi Perro No Deja De Lamerme La Cara

Como los gatos tienen un carácter individual, no existe una interpretación exacta de cada sonido, gesto o expresión que los felinos utilizan en su vida diaria para expresar sus sentimientos, deseos y estados de ánimo. Tu gato es único, por lo que no existe una definición previamente establecida de su personalidad. Para interpretar el significado de morderse el tobillo y las distintas formas de expresión felina, es importante que te tomes tu tiempo para descubrir su carácter y comprender su lenguaje corporal.

Si notas que tu gato tiene volverse agresivo o está experimentando cambios negativos en su comportamiento, es importante consultar a un veterinario especialista en etología felina. Junto a este profesional podrás averiguar la causa de estas alteraciones y establecer un tratamiento basado en unas pautas específicas.

Cómo evitar que mi gato me muerda los tobillos

Si bien podemos entender que el acto de saltar hacia nuestros tobillos es instintivo y natural en nuestros gatos, lo cierto es que morder esta sensible región puede resultar molesto y doloroso. Puede ser especialmente dañino si se lo hacen a una persona vulnerable que podría tropezar durante un ataque. A continuación, proporcionamos algunos consejos prácticos para probar y evitar estos ataques con el fin de generar una convivencia más saludable en tu hogar.

  • Enriquecimiento ambiental: tienes que salir a trabajar y cumplir con tus responsabilidades. Esto significa que tendrás que dejar a tu gato solo en casa. Para evitar problemas de conducta y síntomas de estrés o aburrimiento, como atacar los tobillos, es fundamental enriquecer su entorno con juguetes, rascadores, estanterías para trepar, escondites y otros complementos que permitan a tu gato mantenerse estimulado física y mentalmente durante su ausencia.
  • Tiempo de calidad: es fundamental que reserve tiempo exclusivamente para jugar y compartir momentos de calidad con su gato. Aunque al volver a casa estés cansado, recuerda dedicar unos minutos a tu animal. El fortalecimiento de vuestro vínculo hará que nunca os arrepentiréis.
  • Considere adoptar otro gato: si crees que tu gato está aburrido de jugar solo y estos episodios de aburrimiento persisten, puedes plantearte darle un compañero. Recuerda prestar atención al temperamento de tu gato y analizar su sociabilidad. Si consideras que la presencia de otro individuo puede mejorar la calidad de vida de tu felino, recuerda socializarlo antes de imponer repentinamente una presencia de convivencia en su vida. Obtenga más información con nuestro artículo sobre cómo presentar nuevos gatos entre sí.
  • Medicina Preventiva: como hemos comentado, algunas patologías pueden provocar estrés y modificar el comportamiento de tu gato. Para mantenerlos sanos y equilibrados, es fundamental proporcionarles una medicina preventiva adecuada durante toda su vida. Recuerda realizar visitas periódicas al veterinario cada 6 meses, respetar sus calendarios de vacunación y desparasitación. Además, ofrécele a tu gato una dieta sana y equilibrada y mantenlo estimulado física y mentalmente.

Cómo evitar que mi gato me muerda los tobillos - Cómo evitar que mi gato me muerda los tobillos

Mi gatito sigue mordiéndome los tobillos.

Por último, debemos hacer una distinción importante entre gatos adultos y gatitos que muerden los tobillos. Si bien ambos expresan impulsos de caza innatos, es posible que un gatito aún no haya tenido la oportunidad de aprender los límites adecuados.

Quizás te interese:  Comportamientos Compulsivos en Perros

Cuando los gatitos se desarrollan, deben pasar tiempo con su madre y sus hermanos. Durante este tiempo comienza su período de socialización. Su madre les brinda una orientación importante al detenerlos cuando se comportan de manera inapropiada. A la hora de morder, sus hermanos son igual de importantes. Dentro de una camada, los gatitos jugarán y se morderán como un juego. Cuando la mordida se vuelve demasiado dura, los otros gatitos se lo harán saber y el gato aprenderá. inhibición de mordida.

Cuando un gatito es adoptado en nuestro hogar, es posible que haya desarrollado inhibición de mordedura con sus hermanos, pero necesita volver a hacerlo con nosotros. Los gatitos nos muerden los tobillos porque están cerca del suelo y el movimiento de nuestros pies los hace parecer similares a sus presas naturales. No sólo son ellos perfeccionando sus habilidades de cazapero están aprendiendo los límites que tenemos en nuestro hogar.

Por esta razón, separar un gatito demasiado pronto de su madre y sus hermanos es peligroso. Afecta negativamente su período de socialización y muchos no aprenden a inhibir las mordeduras. A otros gatos les resulta mucho más fácil enseñar esto, pero nosotros tendremos que esforzarnos lo mejor que podamos. Evitar que un gatito nos muerda los tobillos implica los factores mencionados anteriormente, pero también requiere entrenamiento.

Necesitamos desviar nuestra atención del gatito cuando intenta mordernos. Aunque no debemos regañarlos, podemos decir un no rotundo antes de alejarnos para que no, esto es inaceptable. Cuando juega con nosotros sin mordernos, podemos utilizar el refuerzo positivo para mostrarle cómo debe comportarse.

Los gatos también pueden morder a otros gatos si no han sido socializados adecuadamente. Por este motivo, debemos aprender a socializar correctamente a los gatos con nuestros gatos.

Si quieres leer artículos similares a Cómo evitar que mi gato me muerda los tobillos te recomendamos visitar nuestra categoría de Problemas de conducta.