Cómo Hacer Que Su Hogar Sea a Prueba De Veneno Para Su Perro


Puede que su hogar no parezca un accidente a punto de suceder, pero para un perro curioso, los peligros pueden acechar en cada esquina. Un hogar está lleno de productos potencialmente tóxicos que pueden dañar gravemente a tu cachorro. Como padre responsable de una mascota, es fundamental tomar medidas preventivas para garantizar la seguridad de su bebé peludo. Los siguientes elementos son peligros domésticos comunes para las mascotas y es imprescindible mantenerlos fuera del alcance de su perro. Aquí le mostramos cómo proteger su hogar contra venenos.

Mantenga los medicamentos fuera de su alcance

Mantenga todos los medicamentos en gabinetes cerrados fuera del alcance de su perro. Incluso los medicamentos de venta libre pueden ser perjudiciales. Un ibuprofeno de potencia regular puede provocar úlceras de estómago en un perro pequeño y varias pastillas pueden provocar insuficiencia renal o hepática. Los medicamentos comunes como los antidepresivos, las pastillas para adelgazar, los analgésicos y los medicamentos para el resfriado podrían ser potencialmente mortales si se ingieren. Nunca mediques a tu mascota sin la aprobación de tu veterinario.

Cuidado con las plantas de interior

Las plantas de interior deben mantenerse en lo alto o en habitaciones donde no se permiten mascotas. Muchas plantas de interior pueden resultar tóxicas para los perros. Investiga un poco sobre los tipos de plantas que tienes, en el interior o en el jardín, que pueden ser tóxicas y toma medidas para evitar que tu perro se las coma. Las azaleas, las adelfas, el muérdago, los lirios de Pascua y ciertos tipos de palmeras pueden ser mortales si se ingieren.

Quizás te interese:  Qué Poner en Un Botiquín De Primeros Auxilios Para Mascotas

Guarde los artículos de limpieza

Mantenga a los perros alejados de los productos de limpieza y asuma que todos son venenos. Algunos pueden simplemente causar malestar estomacal, pero otros pueden ser fatales o causar quemaduras graves en la lengua, la boca, el esófago y el estómago.

Los productos contra plagas dañan más que las plagas

Mantenga todos los insecticidas y productos para el control de plagas, como trampas para ratas, hormigas, caracoles o cucarachas con cebo, lejos de su perro. Siempre que sea posible, evite el uso de estos venenos, ya que los perros pueden comerse un animal o insecto envenenado, incluso si la trampa no está colocada en el lugar habitual de su perro.

Alimentos inseguros

¡El chocolate y la mayoría de las sobras son un gran no-no para los perros! Media onza o menos de chocolate para hornear por libra de peso corporal puede ser tóxico e incluso pequeñas cantidades pueden causar problemas pancreáticos. Los restos de carne que contienen grasa cocida también pueden causar pancreatitis. Si le das a tu perro carne cocida, hiérvela y quítale toda la grasa. Nunca le des productos cárnicos como el jamón campestre a tu perro.

Cuidado en el garaje

Esté consciente de los peligros en el garaje y el estacionamiento techado y mantenga los productos para automóviles almacenados en áreas alejadas de las mascotas. El anticongelante es un peligro particular, ya que las mascotas se sienten atraídas por su sabor dulce, pero menos de 1 cucharada puede ser fatal para los perros pequeños.

Peligros del pasto

Mantenga a su perro alejado del césped cuando trate el jardín con insecticidas, herbicidas o fertilizantes. Asegúrese de que el césped y los arbustos estén completamente secos antes de permitir que su perro regrese al área y no use estos productos hasta que haya hablado con el fabricante o su veterinario sobre su seguridad en las áreas para mascotas. Guárdalos siempre en un área fuera del alcance de tu perro.

Quizás te interese:  ¿Puedo Dejar a Mi Perro en El Coche Unos Minutos?

Precauciones sobre los productos contra pulgas y garrapatas

Obtenga la aprobación de su veterinario para cualquier producto contra pulgas y garrapatas antes de usarlos. Si utiliza un nebulizador doméstico o un spray doméstico, siga las instrucciones cuidadosamente y saque a su perro de la casa, asignando el tiempo adecuado antes de regresar. Si tiene alguna duda sobre la seguridad de un producto para su perro en particular, llame al fabricante o a su veterinario antes de usarlo.

Artículos domésticos más dañinos

Aquí hay una lista de muchos elementos comunes que pueden envenenar a su perro:

  • Baterías
  • cigarrillos
  • Granos de café
  • Bebidas alcohólicas
  • bolas de naftalina
  • Centavos (contienen altos niveles de zinc)
  • Productos de popurrí
  • Hojas suavizantes de telas
  • Detergentes para lavavajillas automáticos (los ingredientes de los detergentes catiónicos pueden causar lesiones corrosivas)
  • Calentadores empaquetados, como calentadores de manos o pies (pueden contener grandes cantidades de hierro)

El número de teléfono del Centro de Control de Envenenamiento Animal de ASPCA es (888) 426-4435. Publíquelo en su refrigerador. Este número puede ser invaluable si su mascota ingiere algo fuera de horario. Y no lo olvide: la prevención es siempre la mejor cura.